Vida Práctica #BanaDevocional

Pero sed hacedores de la palabra, y no tan solamente oidores, engañándoos a vosotros mismos. Porque si alguno es oidor de la palabra pero no hacedor de ella, éste es semejante al hombre que considera en un espejo su rostro natural. Porque él se considera a sí mismo, y se va, y luego olvida cómo era. Santiago 1:22-24 RVR1960

En ocasiones la vida cristiana se parece a una relación de pareja, por la forma en que se puede llevar. Puede ser con compromiso o sin compromiso. El camino más cómodo para muchos es por supuesto el tener una relación sin compromisos, al mencionarlo parece loco, pero así es que actuamos como jóvenes. 

Llega un momento que uno tiene que hacer un alto y decidir, voy a seguir esta relación con un compromiso más serio o sin compromiso alguno.

Dios quiere que estemos preparados para iniciar la vida que Él quiere para nosotros, (como Moisés, el profeta y libertador quién tuvo que decidir después de la visión que tuvo de Dios en la sarza ardiente) pero para eso Dios demanda que seamos hacedores de su palabra. No es simplemente el hecho de ser buenas personas sino cumplir sus mandatos día tras día, mientras más vayamos aprendiendo, nuestra vida será cambiada y diremos como el famoso texto: "Ya no vivo yo, más vive Cristo en mi".

Entradas populares