Después

El agricultor que espera el clima perfecto nunca siembra; si contempla cada nube, nunca cosecha. Eclesiastés 11:4 NTV

Hablando claramente este versículo quiere decir: "Si usted espera por condiciones perfectas, nunca hará nada".

Hay una palabra relacionada con la idea central de este versículo y es algo que está afectando a muchos de nosotros.

La procrastinación (del latín: pro, adelante, y crastinus, referente al futuro), postergación o posposición es la acción o hábito de retrasar actividades o situaciones que deben atenderse, sustituyéndolas por otras situaciones más irrelevantes o agradables.

Así que debemos prestar mucha atención a las verdades que hemos oído, no sea que nos desviemos de ellas. Pues el mensaje que Dios transmitió mediante los ángeles se ha mantenido siempre firme, y toda infracción de la ley y todo acto de desobediencia recibió el castigo que merecía. Entonces, ¿qué nos hace pensar que podemos escapar si descuidamos esta salvación tan grande, que primeramente fue anunciada por el mismo Señor Jesús y luego nos fue transmitida por quienes lo oyeron hablar? Además, Dios confirmó el mensaje mediante señales, maravillas, diversos milagros y dones del Espíritu Santo según su voluntad Hebreos 2:1-4 NTV

¿Vamos a descuidar esta salvación tan grande?

Nos hemos acostumbrado a dejar todo para después, hemos escuchado la voz Dios de diferentes maneras, hemos visto su mano obrar mediante milagros y señales, pero aun así queremos dejar para "después" aceptar el llamado, el enfocarnos en cuidar nuestra salvación, el buscar vida que es solo por medio de Cristo.

¡Hoy es el día de Salvación, no lo dejes para Después!

Entradas populares