Paga El Precio #BanaDevocional

Hace unos minutos me escribieron esto que ha sido de bendición y quiero compartirlo con ustedes.

Entonces Santiago y Juan, hijos de Zebedeo, se le acercaron y dijeron: —Maestro, queremos que nos hagas un favor. —¿Cuál es la petición? —preguntó él. Ellos contestaron: —Cuando te sientes en tu trono glorioso, nosotros queremos sentarnos en lugares de honor a tu lado, uno a tu derecha y el otro a tu izquierda. Jesús les dijo: —¡No saben lo que piden! ¿Acaso pueden beber de la copa amarga de sufrimiento que yo estoy a punto de beber? ¿Acaso pueden ser bautizados con el bautismo de sufrimiento con el cual yo tengo que ser bautizado? —Claro que sí —contestaron ellos—, ¡podemos! Entonces Jesús les dijo: —Es cierto, beberán de mi copa amarga y serán bautizados con mi bautismo de sufrimiento;  pero no me corresponde a mí decir quién se sentará a mi derecha o a mi izquierda. Dios preparó esos lugares para quienes él ha escogido. Marcos 10:35-40 NTV

Para recibir gloria es necesario padecer, a veces nos preguntamos ¿por qué todo es tan difícil? y pensamos que las promesas de Dios no se cumplirán, pero ''sí, se cumplirán'', solo que debemos pagar un precio.

Recibir gloria significa que has sido humillado, quebrantado y que has sacrificado mucho para alcanzar esa ''Gloria''.

Nunca pienses que las promesas de Dios están lejos, están a punto de cumplirse pero tienes que seguir pagando el precio de la gloria que vendrá a tu vida...

Le pido al señor por ti para que te fortalezca en la oración y en ayuno, estas son armas necesarias para la batalla que libramos a diario, la Palabra es tu guía, el manual que te instruirá y te dirá que hacer.

Entradas populares