"Transformado" En Mi Salud Emocional (día 17)

El señor es mi pastor... Aún si voy por valles tenebrosos, no temo peligro alguno porque tú estás a mi lado; tu vara de pastor me reconforta. Salmos 23:1,4 NVI

Dios siempre estará contigo. Nunca tendrás que ir por la vida solo. No tendrás ninguna experiencia que Dios no vea. Él está caminando justo a tu lado, incluso cuando caminas "por valles tenebrosos." La diferencia para aquellos que siguen a Cristo no es la ausencia de valles tenebrosos, sino la presencia del pastor. De hecho, por el pastor, la muerte es ahora sólo una sombra. Ni siquiera la muerte puede separar el amor de Dios. En cada situación, Dios está ahí. 

Cuando el pastor camina contigo, lleva una vara, por si acaso necesita darles un pequeño empujoncito para que sigan avanzando. El propósito de la vara no es hacerles daño a las ovejas, sino dirigir a las ovejas. ¡A veces necesitamos un buen revolcón! Dios usa su vara para hacerte saber, "¡puedes hacerlo!, ¡No te rindas!, No te detengas ni renuncies. ¡Yo estoy aquí contigo!" 

El pastor también lleva sus herramientas mientras camina contigo. Él usa Sus herramientas para protegerte del enemigo. El pastor puede tratar fácilmente con cualquier amenaza por Su gran poder. Así que no tienes que temer al mal. 

No estás solo. Dios está contigo. Él te llevará a través de la vida. Y Él te llevará a través de la muerte. Él podrá llevarte a casa sano y salvo. Y habitarás en la casa de Jehová, para siempre.  

PARA MEDITAR: ¿Qué escuchaste?,  ¿Qué piensas?, ¿Qué vas a hacer? Ahora habla con Dios…

Entradas populares